Lo que deben saber sobre el relevador de seguridad

relay

Las industrias están obligadas a garantizar la seguridad si usan maquinarias que supongan un riesgo para el personal o las instalaciones. Para lograrlo utilizan diversos equipos de seguridad que deben integrarse con un relay de seguridad. Se trata de un dispositivo usada ampliamente en todo el mundo por su instalación y uso sencillo y capacidad de supervisar las funciones de seguridad de muchos equipos como cortinas de luz y botones de emergencia. Si piensan adquirir un ejemplar, vale la pena que conozcan más sobre sus características, ventajas y aplicaciones.

Relés convencionales y relés de seguridad actuales

Los relevadores de seguridad verifican fallos potenciales y actuales en maquinarias y sistemas y se diseñan para disminuir riesgos y prevenir accidentes. Cuando ocurran fallas emiten una señal para llevar los riesgos a niveles de seguridad aceptables. Los modelos tradicionales son dispositivos electromecánicos que usan un electroimán con una bobina eléctrica envuelta alrededor de un núcleo ferromagnético.

El relé de seguridad posee la misma tecnología básica de construcción, pero tiene algunas diferencias: utiliza contactos guiados por fuerza y componentes con salidas de semiconductores a prueba de fallas. Deben también diseñarse de modo que, durante sus funcionalidades y cuando se cableen correctamente, no comprometan la seguridad o generen fallas internas del dispositivo y externas causadas por el actuador o sensor.

Su funcionamiento se basa en el autocontrol y redundancia. La primera consiste en la duplicidad de circuitos y mediante el autocontrol se comprueba de manera automática la operación del total de componentes que cambian de estado en cada ciclo de operaciones. Integran una salida de señal para el PLC para notificarle que el relevador se ha desconectado y su programa reaccione correctamente la señal de emergencia del circuito.

¿Cuándo debe usarse el relé de seguridad?

Se usa para muchos casos, por ejemplo, cuando no puede activarse una carga de manera directa por un controlador de seguridad incapaz de manejar la potencia requerida para cambiar la carga; también cuando se necesitan más contactos para su conducción por la misma señal de control. El relevador evita que alguien esté en riesgo por un mal funcionamiento en los sistemas de control, por ejemplo, si dos conductores eléctricos o un transistor sufren cortocircuito.

Los relés garantizan el bienestar de los operadores y maquinarias, lo que previene altos costos en compensaciones, mantenimientos o remplazos de los equipos. Entre sus funciones típicas se incluyen la interrupción controlada de los dispositivos o máquinas para frenar sus movimientos de forma segura. Puede actuar como un mecanismo de apagado de emergencia al cortar la alimentación de sistemas específicos, monitorear la posición de los guardias móviles, interrumpir el cierre durante el acceso o ejecutar apagados de emergencia.

Si ocurre un peligro, el relay de seguridad puede disminuir el riesgo en un rango aceptable. Si detecta fallas lanza respuestas con alto grado de aceptabilidad y confiabilidad. Pueden interconectarse varios relés para monitorear por completo máquinas y sistemas. En resumen, son una manera sencilla y eficiente de cumplir con las normativas de seguridad locales e internacionales.

 ¿Qué tipos de relevadores existen?

Pueden encontrar modelos de una función o multifuncionales. Los primeros son la solución más accesible para maquinarias pequeñas que necesitan un dispositivo lógico que complete la función de seguridad. Los modelos multifuncionales pueden utilizarse en sitios de múltiples unidades de función única, además, su instalación es sencilla, necesitan cableados más simples y ofrecer mayor flexibilidad en términos de panel de control y modificaciones en el diseño. Hay ejemplares de monitoreo que se recomiendan cuando se necesitan mínimos controles de zona y múltiples dispositivos de seguridad.

¿Qué beneficios aportan?

El relé de seguridad es fácil de activar y no se requieren capacitaciones específicas para usarlo. Las industrias actuales lo usan con amplitud por sus varios tipos y características, estructura compacta, funcionamiento confiable y capacidad para cumplir con los estándares de seguridad. Proporcionan un mejor rendimiento de las maquinarias y reducen costos relacionados con refacciones, paros y mantenimiento, ya que permiten que los equipos funcionen conforme el diseño.

Aumentan la productividad, eficiencia de las industrias y la flexibilidad en las configuraciones, además, hay unidades de expansión para salidas adicionales. Pueden usar relés auxiliares si cuentan con aplicaciones de mayor corriente y montarse en el riel DIN. Integran LED que ofrecen diagnósticos claros para identificar rápido los fallos e indican situaciones como funcionamiento, alimentación, fallas de salida y entrada o accesos cortos.

¿En qué dispositivos se utilizan?

Los equipos donde es común encontrar un relay son los siguientes:

  • Cortinas de luz. Actúan como cables-trampa y se utilizan para proteger a los operados cerca de equipos peligrosos en movimiento. Generan rayos infrarrojos que al ser interrumpidos envían señales para detener los equipos vinculados. El relé de seguridad se conecta a las cortinas para eliminar los peligros y pueden integrar función de silenciamiento para desactivar la función de seguridad de manera temporal.
  • Tapetes de seguridad. Pueden usarse con relés sensibles a la presión para la seguridad del personal y complementarse con otros dispositivos de seguridad como cortinas de seguridad. Mientras las últimas son configuradas para permitir el acceso a través de ellas, el tapete de seguridad puede permanecer activo para cargar o descargar maquinarias. Los tapetes se usan también de manera independiente e iniciar comandos de acción cuando son activados.
  • Dispositivos de mando a dos manos. Son cruciales para operaciones con altos requerimientos de seguridad y útiles cuando se busca evitar los operadores alcancen zonas peligrosas. Los dispositivos de control a una sola mano son suficientes cuando el dispositivo no está al alcance de los controles del operador y pueden conectarse con el relevador.
  • Botones de parada de emergencia. Detienen máquinas cuando se avería y hay personas en peligro. Son de color rojo con carcasa amarilla para identificarlos fácilmente y disponen de un cable de agarre que posibilita la interacción con la interfaz de parada inclusive cuando está a cierta distancia del botón.
  • Interruptores magnéticos. Son útiles en aplicaciones donde es necesario que las puertas cierren o dos objetos se crucen o alineen entre sí. Si hay una pérdida de contacto entre sensores, puede enviar una señal de parada de emergencia al relay para detener la máquina. Los interruptores magnéticos destacan por ser compactos, lo que permite ocultarlos o posicionarlos con facilidad cuando se usa en puertas. Se recomienda su uso con relés en todo tipo de entornos ya que no los afecta el polvo, suciedad y humedad.
  • Sensores de proximidad para funciones de seguridad. Son similares a los interruptores magnéticos y se usan cuando es necesario alinear los segmentos sin contacto directo.

Si buscan relés de seguridad de la marca Sick y gran calidad o saber más sobre nuestros servicios y productos de automatización industrial comuníquense al (55) 5682 2347, (55) 5536 7787 o visítennos en Maricopa # 10-302, Colonia Nápoles, CDMX. Contamos también con oficinas en Puebla, Monterrey, Toluca y próximamente Querétaro.

¡No te olvides de compartir!

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
No Comments

Post A Comment