El sensor inductivo de Sick es la mejor opción en máquinas de embalaje

el-sensor-inductivo-de-sick-es-la-mejor-opcion-en-maquinas-de-embalaje-1

Entre la amplia variedad de tecnologías avanzadas que se incorporan en las operaciones de embalaje automatizadas, los sensores inductivos son uno de los componentes más versátiles y que mayor confianza brindan, se ha mantenido desde hace décadas, aunque con notables mejorías. Tienen un impacto notable para los fabricantes de equipamientos originales y usuarios finales y son de mucha utilidad para las máquinas de embalaje.

el-sensor-inductivo-de-sick-es-la-mejor-opcion-en-maquinas-de-embalaje-1

¿Por qué son útiles para las máquinas de embalaje?

Hay varios factores que hacen que la detección inductiva sea tan llamativa en los procesos actuales de embalaje. Gracias a que usa variaciones inductivas en un campo magnético producido de manera interna para detectar metales, no es indispensable que haya un contacto físico con el objetivo.

Esta característica brinda múltiples beneficios:

  • Es resistente a la suciedad, entre otras sustancias.
  • Se adapta a aplicaciones de alta velocidad.
  • Amplio rendimiento para aplicaciones de conteo y posición de productos.
  • Encaja a la perfección a las máquinas de embalaje y en ambientes hostiles.

Dado que no cuentan con partes móviles, duran más en comparación con sus contrapartes mecánicas, como los interruptores de láminas o de límite. Eso los convierte en una opción perfecta en maquinarias donde el acceso es limitado, además disminuye los costos de mantenimiento y remplazo. Su durabilidad disminuye considerablemente los riesgos de fallos súbitos y las pérdidas económicas asociadas con las interrupciones de línea o el daño en artículos.

Si bien los sensores de proximidad del tipo inductivos poseen un mismo principio de operación, no todos son iguales. Por ejemplo, las variaciones en las tolerancias de los componentes pueden influir de manera significativa en la confiabilidad, rango de temperatura y distancia de detección. La manera en que es fabricado el sensor puede repercutir en su rendimiento.

Al igual que los equipos de embalaje que han experimentado avances notables desde hace décadas, la composición, rendimiento y diseño de los sensores de inducción han evolucionado desde hace más de 60 años. Quizá el mejor ejemplo es la gran variedad de sensores de la célebre marca Sick, de la cual somos proveedores en SEPIA.

el-sensor-inductivo-de-sick-es-la-mejor-opcion-en-maquinas-de-embalaje-1

El circuito Integrado para aplicaciones específicas (ASIC) de los sensores inductivos Sick incorpora un chip personalizado que puede calibrarse de forma digital tras los procesos de fabricación, lo que elimina la incertidumbre de las tolerancias asociadas con la producción. Con sus parámetros programados en el circuito integrado, el rango de detección es preciso, repetible y confiable. Gracias a ello, los usuarios podrán estar seguros de que cualquier objeto cercano dentro del rango será detectado con rapidez y efectividad. El chip también actúa como diversos componentes en otros sensores, por lo que es posible hacer mucho con menos.

El circuito integrado también proporciona una excelente compatibilidad electromagnética, un factor sustancial si se considera la abundancia de equipos electrónicos e inalámbricos que se añaden en las industrias actuales de embalaje. Integra diversos componentes que optimizan la resistencia del dispositivo a las interferencias electromagnéticas. Las tolerancias de fabricación son de ±10% de manera estándar, mientras que en los sensores de Sick con el chip son de ±1%. Esto se traduce como una mejora en la fiabilidad para los equipos de embalaje y el sensor.

El sensor Sick, en lugar de ensamblar el producto en diversas partes, utiliza un relleno de fusión en caliente alrededor de sus componentes para soportar entornos duros y resistir a vibraciones, humedad, golpes y altos niveles de temperatura.

Ejemplos de aplicaciones de los sensores inductivos en máquinas de embalaje

Se puede aplicar en muchos requerimientos operativos y de diseño de los sistemas de embalaje. Los más notables son:

Detectar la posición de una parte móvil mecánica

El proceso de introducir artículos en cajas o empaques de cartón mediante piezas de metal previamente instaladas en cadenas transportadoras es relativamente sencillo, pero requiere de la precisión debido a que la posición adecuada es crucial para alinear los productos.

el-sensor-inductivo-de-sick-es-la-mejor-opcion-en-maquinas-de-embalaje-1

Si se emplean interruptores de límite mecánica, pueden presentarse problemas en la máquina como pérdida de productos, atascos de línea, empaques vacíos, entre otros. Por otro lado, un sensor inductivo garantiza la alineación y ofrece funciones de seguimiento. Como resultado, el sistema operará a altas velocidad con nulas interrupciones.

Detección de variaciones en el monitoreo de transportadoras

Obtener resultados repetibles y confiables es indispensable al monitorear la ubicación de flexores y cadenas que hacen otros elementos del sistema transportador. Comúnmente los sensores sencillos consideran algunas variaciones como la ubicación de los artículos en los transportadores. En cambio, con los inductores de Sick, las variaciones se eliminan para permitir que los empaquetadores tengan de una detención sincronizada y consistente.

Monitoreo de válvulas

En casi todos los procesos que requieren condiciones asépticas, como la producción de yogurt, utilizan válvulas para cambiar la alimentación del sistema de ingredientes por productos de limpieza y retornar tras completarse el proceso de saneamiento. Es importante que sea rápido y que la válvula se halle en posición correcta.

Al usar un interruptor de límite en una aplicación tan importante puede causar problemas como desgaste, acumulación de sustancias, entre otros que pueden provocar movimientos parciales de la válvula. Gracias a que los sensores de inducción son más resistentes, los operadores pueden estar seguros de que la válvula se mantendrá funcional y durará mucho 

Detección de foil en tapas de plástico

Anteriormente, para determinar si había o no este material se utilizaba un sensor fotoeléctrico que identificaba el interior de las tapas. Actualmente, se usan materiales de sellado de aluminio que puede causar falsas lecturas. Dado que el sensor inductivo se encarga de detectar solo el metal, las características del material de sellado no son relevantes y no se requiere una orientación de la tapa para que haya una coincidencia a medida que pasa.

Detección en líneas de bebidas y enlatados

En las líneas de envasado y enlatado los sensores fotoeléctricos suelen fallar debido a los cambios de color y reflejos o resultar comprometidos por fugas. En cambio, el sensor inductivo de Sick permite que los fabricantes integren un espacio entre él y los objetos para asegurar la continuidad del proceso y mantener a raya los daños potenciales.

Si están interesados en adquirir este dispositivo de la marca Sick que ponemos a su alcance u otros productos como los sensores ultrasónicos contáctennos a los teléfonos (55) 5682 2347 y (55) 5536 7787 o visítennos en Maricopa #10-302, Col. Nápoles, Ciudad de México. Contamos también con oficinas en Puebla, Toluca, Monterrey próximamente Querétaro.

el-sensor-inductivo-de-sick-es-la-mejor-opcion-en-maquinas-de-embalaje-1

¡No te olvides de compartir!

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
No Comments

Post A Comment