Detección de metales mediante sensores de proximidad inductivos

caracteristicas-de-los-principales-sensores-de-proximidad-3

Los sensores de proximidad son equipos que permiten identificar objetos que se acercan a un punto determinado y emiten una señal de alerta. Hay una gran variedad de tipos de sensores en el mercado, uno de los más utilizados a nivel industrial son los inductivos, que usan un campo electromagnético para la detección de metales.

Su funcionamiento se basa en un campo electromagnético oscilante que es generado por el sensor que conduce las corrientes parásitas a través de un objeto metálico. A este efecto se le conoce como amortiguación de la oscilación y permite a los sensores detectar un cambio en el campo electromagnético y activar el sensor.

Hay una gran variedad de factores a tener en cuenta al momento de utilizar los sensores inductivos, lo que incluye el tamaño, la distancia y el material del objeto. Los artículos más pequeños no suelen proporcionar suficiente pérdida electromagnética para que sean detectados, mientras que los objetos más grandes se detectan con facilidad.

Los rangos detección nominal, comúnmente conocido como valor S n, es un estándar para la definición de la distancia operativa de los sensores; es importante tener en cuenta que el valor S n no tiene en cuenta las tolerancias de producción o los cambios a través de influencias externas, como el voltaje o la temperatura. La conductividad, la permeabilidad y otras propiedades electromagnéticas determinan qué tan bien el metal puede crear pérdidas en el campo electromagnético para ser detectados con los sensores y deben tenerse en cuenta para seleccionar el modelo adecuado.

Categorías de sensores inductivos

Para determinar las categorías de los sensores de proximidad inductivos, primero deben tener en cuenta que los metales se dividen en dos: los ferrosos y no ferrosos. Los metales ferrosos más comunes son el hierro, cobalto, níquel y manganeso, tienen propiedades electromagnéticas más fuertes que la mayoría.

Por otra parte, los metales no ferrosos, como el aluminio, cobre o el latón, tienen propiedades electromagnéticas más bajas, por ello, cuando los sensores los identifiquen se debe implementar un factor de reducción, que se mide generalmente con un número que varía de 0 a 1 y describe qué tan bien pueden ser detectados esos metales por el sensor. Por ejemplo, los modelos estándar cuentan con un factor de reducción de 0.3 con el cobre, lo que significa una disminución del 70% cuando se utilizan con ese material, lo que se debe tener en cuenta al momento de realizar la instalación.

Si se necesita detectar únicamente metales ferrosos, se puede usar un sensor que sea únicamente ferroso, puesto que, como mencionamos, tienen mayores propiedades electromagnéticas en comparación con otros metales, y el sensor puede identificarlos fácilmente.

En cambio, si detectará únicamente metales no ferrosos, se debe utilizar un sensor especial que compense el factor de educción y así evitar que las propiedades electromagnéticas de estos metales afecten al proceso. El sensor puede buscar estas características específicas en la pérdida de potencia y únicamente proporcionar una salida si un metal no ferroso está dentro del rango de detección.

Para la detección de metales únicos que no son ferrosos, como oro, titanio, aleaciones y otros, es imperativo determinar las propiedades del metal único; los sensores de factor de reducción 1 deberían poder hacer el trabajo con resultados consistentes para todos los metales.

La detección de proximidad de los metales con los sensores de proximidad es una herramienta para una gran variedad de aplicaciones industriales. Para seleccionar el adecuado, comuníquense con los asesores de SEPIA, somos una empresa mexicana con más de 20 años de experiencia especializada en la importación y distribución de equipos para la automatización industrial, seguridad industrial y control de producción, entre los que contamos con un amplio catálogo de sensores de proximidad con un servicio integral. Contamos con oficinas en Monterrey, Puebla, Toluca y próximamente en Querétaro. Para más información, los invitamos a comunicarse vía telefónica al (55) 5536 7787 y (55) 5682 2347, nuestros asesores les brindarán la mejor solución.

¡No te olvides de compartir!

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
No Comments

Post A Comment

whatsapp